Páginas vistas en total

martes, 27 de septiembre de 2016

ESE MOMENTO ERÓTICO...

Imagina, siente la textura de las medias en toda la piel de tus piernas, el roce del material, su olor muy característico, tu panty debajo. Te maquillaste, el cabello largo de tu peluca; quizá rubia, quizá trigueña...

Tu pene erecto y chorreando los jugos de la excitación del momento en que tu compañero de esta aventura erótica también ha dejado sus ropas de hombre y se ha transformado en una bella y deseable mujer... así como las deseas, como te gusta imaginarlas e incluso admirarlas.

De repente tu amiga travesti invade tu espacio personal, acaricia tus piernas, tu cadera... se arrodilla frente a ti que yaces sentada en la cama de ese hotel que ha presenciado todas las perversiones y libertades sensuales posibles y de repente:

Tu amiga coloca sus labios en tus muslos, sube poco a poco su cabeza sin apartar los labios de tu piel, disfrutando como tú de la exquisita textura de tus medias, para finalmente y como comienzo de todo, posar su boca sobre tu entrepierna. Tu pene convertido ahora en instrumento de placer bi genérico, percibe al cálido aliento de esos labios ansiosos de introducirlo en la totalidad de la boca que los contienen.

Un momento erótico y sensual que te demuestra que el sexo no tiene género, es libre y está hecho para que los disfrutemos y percibamos al máximo sin mayor restricción de género, de la gran ventaja de tomar lo mejor del género femenino, sintiendo el placer del mundo masculino.


¡Soy Travesti!

Eli "V".



No hay comentarios:

Publicar un comentario